Tuesday, September 9, 2008

Los Angeles

Los Angeles es una ciudad de fachadas y sol y fashion donde son muy pocos los que se parecen a aquéllos que aparecen en las portadas o en las películas. Los Angeles no crea, cree. Cree que puede triunfar, cree que es una ciudad, cree que sus habitantes son felices, cree que puede romperla el fin de semana con la cinta más taquillera del fin de semana (en Elei, el futuro termina, en rigor, el domingo). Elei: una de las ciudades más grandes del mundo, miles y miles de barrios, distancias pavorosas, que superan lo digno y lo humano, donde el auto es rey, las veredas son una excentricidad y la idea de la casa, la puerta y la vida privada es sagrada. En Los Angeles, el típico edificio de departamentos residenciales tiene dos pisos. Y la gente prefiere vivir en casa, con jardín, aunque ese jardín sea un basural con un doberman y un Chevy oxidado del 67. Elei es tan extendido que todos los días hay cinco pronósticos del tiempo.

From Alberto Fuguet's blog.